31 may. 2014

¿Es Bíblica la maldición generacional?

¿Es Bíblica la maldición generacional?

"Cristo nos redimió de la maldición - Gál 3:13a (RVR)."
"Cristo nos redimió de la maldición - Gál 3:13a (RVR)."


Lamentablemente muchos creyentes malinformados tienen la costumbre de exponer tal argumento de una supuesta "maldición generacional" a causa de indoctos los cuales tuercen las Escrituras sacandolas fuera de Su contexto original e idea expresada, exponiendo así su propia interpretación. Tales ignorantes colocan nombres como "El pecado del vientre, carga paternal, transferencia espiritual, pecado hereditario, etc!." Es de suma importancia que todo creyente tenga una buena base de información fiel y verificada para tener un claro entendimineto del asunto, y no hay mayor información y evidencia que la Biblia (Haciendo un estudio Hermeneutico detallado) y la Historia (Con bases fieles de información). Estos son los medios por los cuales Dios mismo demuestra la verdad.

Según la Biblia en Prv 26:2 dice: “Como el gorrión sin rumbo o la golondrina sin nido, la maldición sin motivo jamás llega a su destino.      

Esto quiere decir que las maldiciones absurdas no tienen efecto alguno, por el mero hecho de que no pueden llegar hasta el creyente. Lo que se debe recordar es que Dios es soberanamente poderoso. Y nadie tiene el poder de pronunciar verdaderas maldiciones sobre otros, porque Dios es el Único capacitado para pronunciar juicio y ejecutarlo. En la Biblia, los “hechizos” siempre son citados de forma negativa. (Deut 18:10-11) incluye a aquellos que lanzan maleficios, entre quienes cometen otros actos “abominables para con el SEÑOR,” tales como el sacrificio de niños, la hechicería, los sortilegios, la adivinación, o la necromancia (consultar con los muertos) etc!. 



La Palabra de Dios dice en Miq 5:12 que: Dios destruirá las hechicerías y a aquellos que lancen hechizos. Apo 18 describe: las hechicerías como parte del engaño que será usado por el anticristo y su “gran ciudad de Babilonia” (v. 21-24no obstante, el engaño será tan grande, que aún los elegidos (Aclarando que no habla de la Igelsia) serán engañados si Dios no nos protegiera (Mt 24:24). Al final, Dios destruirá a Satanás, al anticristo, y a todos los que los sigan.

El creyente ha nacido de nuevo como una nueva persona en Jesucristo (2 Cor 5:17), y está con la constante presencia del Espíritu Santo que vive dentro de él y bajo cuya protección existe (Rom 8:11, 1 Jn 5:18). El creyente No necesita preocuparse por nadie que lance alguna clase de maleficio sobre él. El vudú, la hechicería, los maleficios y las maldiciones no tienen poder sobre el creyente porque ellos vienen de Satanás, y bíblicamente se sabe que “… mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo - 1 Jn 4:4 (RVR)." 

Dios venció con Cristo en la cruz, y el creyente automaticamente al ser de Cristo ha sido liberado para adorar a Dios sin temor (Jn 8:36).  “Jehová es mi luz y salvación; ¿de quién temeré? Jehová es la fortaleza de mi vida; ¿de quién he de atemorizarme? - Sal 27:1 (RVR)."

Ahora, eso de las maldiciones generacionales lo toman como que una persona que fue un pecador en tal area y transfiere eso desde el vientre a su decendencia tomando el texto de Éx 20:5 fuera de su contexto total.



Es importante que se entienda que ni los hijos son castigados por los pecados cometidos por sus padres; ni los padres son castigados por los pecados de sus hijos. Cada uno es responsable por sus propios pecados. (Eze 18:20) dice, “El alma que pecare, esa morirá; el hijo no llevará el pecado del padre, ni el padre llevará el pecado del hijo.”  Este verso demuestra claramente que el castigo por los pecados de una persona, es asumido por ella misma, no por los de otro (Generacionálmente como bién dicen).

Cuando es malentendido algún texto de la Palabra de Dios por no hacer sus estudios correspondientes llevan a algunos a creer que la Biblia enseña que el castigo por el pecado es inter-generacional, pero esta interpretación es incorrecta. El verso en cuestión es (Éx 20:5) como bien mencioné, el cual declara con referencia a los ídolos: “No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque Yo Soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen.” 

Este verso está hablando no de castigo, sino de consecuencias. Está diciendo que las consecuencias de los pecados de un hombre, pueden repercutir en generaciones posteriores (Por el ejemplo que da, no por pecado generacionál). Dios estaba diciéndo a los israelitas que sus hijos sentirían el impacto de la generación de sus padres por su mal ejemplo, como una consecuencia natural de esta desobediencia, de su aborrecimiento a Dios. Los hijos que crecían en tal ambiente, practicarían de igual modo la idolatría por el ejemplo expresado de los padres, cayendo en el preestablecido patrón de desobediencia. El efecto de una generación desobediente, plantaba la maldad tan profundamente, que tomaba varias generaciones para revertirla con su propio ejemplo (Esto no tiene nada que ver con maldiciones generacionales). Dios no responsabiliza a los hijos por los pecados de sus padres, pero a veces sufren como resultado de los pecados que cometieron sus padres, como lo ilustra (Éx 20:5).



Como enseña en (Ez 18:20), cada uno es responsable por sus propios pecados y debe cargar con el castigo por ellos. Nadie puede compartir su culpa con otro, ni los otros pueden ser responsables por los de otros. Sin embargo, existe una excepción a esta regla, y es aplicable a toda la humanidad. Un Hombre puede cargar los pecados de otros y pagar el castigo por ellos, para que los pecadores sean totalmente justos y puros a los ojos de Dios. Ese Hombre es Jesucristo. Porque Dios envió a Jesús al mundo para intercambiar Su perfección por nuestros pecados. “Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en Él - 2 Cor 5:21 (RVR).”  Sólo Jesucristo puede quitar el castigo por los pecados de aquellos que acuden a Él en fe. Y solo por Cristo el hombre es libre, asi que toda teoría de una supuesta maldición generacionál queda eliminada al ver en su contexto lo que la Biblia revela.

Bendiciones en Cristo. 


- Pastor:Dr. Félix Muñoz

Apostasia al dia

Autor & Editor

Apostasia al dia

Publicar un comentario

Gracias por comentar!

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.



Me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos - Jud 1:3 (RVR).
Se produjo un error en este gadget.

Seguidores

Concordancia

Verso del dia

Copyright © 2014 Apostasía al día . Con tecnología de Blogger.

 
Apostasía al día © 2015 - Designed by Templateism.com